trucos para la barbacoa

Técnicas para mantener vivas las brasas de tu barbacoa

Como la mayoría de cosas de la vida, todo requiere su conocimiento previo, su análisis, su práctica y sus consejos. Es por eso que queremos ayudarte para que la próxima vez que decidas hacer una barbacoa consigas avivar las brasas y mantenerlas en su justa medida durante todo lo que dure la jornada gastronómica.

Una buena barbacoa se fundamenta básicamente en controlar las brasas, y en saber cuándo la comida está bien cocinada, lógicamente. Pero para ello hace falta tener en cuenta varios trucos que te permitirán tener la suficiente técnica para mantener vivas las brasas de tu barbacoa.

¿Cómo montar una barbacoa?

Principalmente hay varias opciones. Una de ellas es conseguir una parrilla o barbacoa portátil. En este caso, hay que asegurarse de colocar dicha parrilla sobre una superficie plana para evitar que pueda caerse al colocar peso. La segunda opción es apostar por una chimenea/barbacoa de ladrillo o construida sobre un terreno. En este caso se supone que ya está bien nivelada y preparada para su uso. Además, conviene no estar cerca de rastrojos, ramas o cualquier objeto susceptible de poder prenderse con una chispa. Ante todo la seguridad.

La siguiente fase para conseguir mantener vivas las brasas de una barbacoa es tener un buen carbón. Un carbón que provoque el suficiente calor y llamas durante todo el cocinado. En este sentido es recomendable apostar por un carbón vegetal que, además de ofrecer un resultado profesional, no incidirá en el olor y aroma de los alimentos que se vayan a cocinar. De este modo no tendrás excusa de cara a los comensales.

Además, para garantizar aún más un sabor y aroma que sea la envidia de los asistentes, puedes aprovechar el uso de estos carbones y añadir a las brasas ciertas hierbas aromática que aporten un toque personal a tus creaciones. Hierbas naturales como el orégano, albahaca, romero fresco… todo ello para conseguir una brasa diferente y con un sabor único.

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *