Por qué comprar madera cortada

Cómo cortar la leña para la estufa o chimenea

Sin duda, no hay nada más reconfortarte que disfrutar del calor de una chimenea o estufa nada más llegar de la calle. Un momento idílico y que es la solución perfecta para los días de invierno con más frío. Ahora bien, para poder llegar a este punto hace falta almacenar combustible suficiente, en este caso abastecerse con la leña adecuada y bien cortada para mantener activo el calor.

Cómo conseguir la mejor leña

No todo el mundo tiene a su disposición el espacio, las herramientas y las materias primas para poder nutrirse él mismo de la mejor leña para calentar una estancia. Estos tres condicionantes son esenciales para este cometido. Es por eso que muchas personas deciden sustituir este paso y directamente comprar leña cortada. Una solución más rápida, cómoda, pero igual de efectiva.

De esta forma solo tendrás que encargar la leña cortada a la empresa que mejor se ajuste a lo que estás buscando y elegir la leña correspondiente, así como la cantidad. Este tipo de servicio a domicilio está pensado, sobre todo, para empresas, organizaciones o espacios abiertos que consuman una gran cantidad considerable de leña, pero también se pueden beneficiar particulares de zonas o municipios montañosos donde el frío es más intenso.

En estos servicios será conveniente determinar el tipo de leña que vayas a utilizar dependiendo del uso que se vaya a ser. Así deberás decidir entre tipos de maderas duras (olivo, encina, roble…), que aguantan el calor durante más tiempo, o las maderas blandas que permiten encender antes la llama.

Cómo elegir y cortar la leña

Para ese sector que esté decidido a abastecerse él mismo de la leña y cortarla, vamos a destacar una serie de consejos para hacerlo de la manera más recomendada. Lo primero de todo es que hay que tener en cuenta que la leña debe estar seca para cuando vaya a ser utilizada en una estufa o chimenea. Es por eso que se suelen usar los meses de primavera para empezar con el cortado de la leña, para así poder mantenerla seca para los meses de invierno.

A la hora de elegir la leña, como ya hemos analizado anteriormente, puedes utilizar una mezcla de ambas para garantizar tanto un encendido rápido, así como un poder calorífico suficiente para toda la sala.

A la hora de cortar la madera se suelen usar diferentes técnicas. La motosierra es una de ellas. Una herramienta muy útil para este tipo de actividad. Sobre todo para primeros cortes transversales. Una vez dispuestos los primeros cortes puedes hacer uso del hacha para conseguir trozos más pequeños a la medida apropiada, y también para un mejor almacenamiento de la misma.

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *